Batallas urgentes

>> domingo, 5 de diciembre de 2010

Los ojos se nublaron, el horizonte perdió su horizontal, hubo zumbidos que provenían de todas direcciones y de pronto cambió la perspectiva de tu vida.
Cambiaste en un instante fugaz toda tu escala de méritos, acariciaste tu frente arrugada por la mueca que el esfuerzo por olvidar el dolor había instalado dos segundos antes y tu cabeza era recorrida por intensos flashes que dividían en varias partes la materia gris, tu recuerdo antiguo, tus imágenes archivadas, tus sentimientos ingentes.
Y caíste desplomado de espaldas al suelo, de cara al cielo y de alma al infierno cediste tus honores, cayeron tus muros frente al ataque impiadoso del dolor maléfico y firmaste la capitulación entregando sin condiciones todo lo que habías conseguido, incluso aquello que te pertenecía por derecho absoluto.
Y ahora te corresponde levantarte con coraje, aplacar ese incómodo dolor, acallar el malestar insistente para enfrentar al invisible enemigo y continuar con las pequeñas batallas cuyas victorias te llevarán a la obtención orgullosa del éxito, que es lo mismo que decir el orgulloso evitar del fracaso.

18 votos a favor:

Blonda 5 de diciembre de 2010, 17:07  

Muchas veces te dije: "este es tu mejor relato". Tachalo. Habrán sido buenísimos, correctos,geniales, distintos. Pero sin duda esto es lo más lindo que te leí hasta ahora. O será que ando en ese proceso de evitar el fracaso, en puntas de pie asomando a la vereda del "tal vez me sale bien esta vez".


Lo adoro, y más ahora que tiene Facebook ;)

laura 5 de diciembre de 2010, 21:28  

es que la vida es así, hecha de pequeñas cosas, los acontecimientos fabulosos ocurren muy de tanto en tanto y si uno pierde de vista las cotidianeidades, deja que la vida siga y se pierde la conciencia de que el camino va llegando al final

besos muchos

Caro Pé 5 de diciembre de 2010, 22:22  

Qué bien que escribe Etienne, y sí hay batallas URGENTES por librar!!!
Vaya que sí.
Salute!

Etienne 5 de diciembre de 2010, 23:19  

Blonda, no dejes de ser así tal cual, con energía positiva, con aliento aún al final de la carrera, con la sonrisa pintada entre pómulo y pómulo y con la esperanza a flor de piel, porque esta vez va a ser la definitiva.
Besos!!

Laura, entre acá y allá, me quedo con las dos cotidianeidades, la que me otorga el avatar y la que percibo con la piel y el resto de los sentidos. Y eso de la conciencia, que cagada que es...
Besos!!

Caro, no será para tanto, de vez en cuando une letras y palabras en busca de transmitir una idea, nada más!
Igual, muchas gracias!!!
Besos!!

Lola 6 de diciembre de 2010, 0:15  

Cada texto es único y no merece ser comparado con sus colegas, pero sí debo decir que en este mismo escrito cada párrafo supera al anterior.
A la expresión" de espaldas al suelo, de cara al cielo y de alma al infierno" (debería sacar un copyright para ella) se supera con el final... no sé si esa última batalla es urgente, pero creo que la más dura y la que más coraje requiere.
Y a la que todos nos enfretamos o enfrentaremos alguna vez. Y en genera muchas veces.
Besos!

MAGAH 6 de diciembre de 2010, 9:57  

Corresponde siempre, y que asì sea.
Excelente texto.

GABU 6 de diciembre de 2010, 11:56  

Ustè viò que hay una canciòn que entona el GRAN NANO que dice: "...harto YA estar harto YA me cansè...",buè màs o menos asì estoy... :/

P.D.:Recuerdo que antes pensaba y creìa que cada dìa nos presentaba pequeñas batallas con el fin de alcanzar anque visualizar màs claramente objetivos y dar pelea...

Creo que me he vuelto entre vieja y escèptica porque entre tanta urgencia me cuesta un perù visualizar objetivos concretos y asi el desgaste claro,es inacabable,por màs que batallar sea hasta un acto instintivo...

BESITOS CANSADOS

laura 6 de diciembre de 2010, 12:26  

y si, será una cagada pero bueno, en el momento en que uno acepta el camino y sabe que tiene un final, puede decidir el resto, o es dejar pasar la vida sin más o es disfrutar y tratar de perderse el mínimo de cosas

besote

Jorge Encinas Martínez 6 de diciembre de 2010, 20:00  

Hay circunstancias que nos obligan a dar a cada cosa la importancia que verdaderamente merecen: no nos pertenece "lo que nos pertenece por derecho absoluto".
Me encanta esa "obtención orgullosa del éxito que es el orgulloso evitar del fracaso".
Un abrazo

Yoni Bigud 7 de diciembre de 2010, 0:18  

En cuanto a la última frase, la última reflexión, no estoy seguro de que sea lo mismo. Me gusta infinitamente más evitar orgulloso el fracaso. Tiene un carácter épico que me mueve los sentimientos.

Un saludo.

Etienne 7 de diciembre de 2010, 8:31  

Lola, todos los días se presentan batallas que deben ser libradas y son más urgentes todavía, pero el alma en algún momento nos pedirá la rendición.
Si alguna vez lee esa frase en algún otro lado, sepa que es mía aunque no esté registrada!!
Besos!!

Magah, siempre con el estandarte flameando y listo para el enfrentamiento.
Gracias!!
Besos!!

GABU, a mi también me pasa que lo urgente no me deja pensar en largos plazos, es normal. Quizás plantearlos de una vez y luego de a poco cumplirlos sea una forma o ir viendo hacia dónde queremos ir y orientarnos hacia ese norte sea otro, la cuestión importante es que no dejemos de hacerlo...
Besos reflexivos!!

Laura, la vida inmersa en esta sociedad no deja mucho tiempo para aprovechar, salvo que uno sea un correcaminos o se pueda teletransportar. Dadas las cosas, tampoco pienso dejarla pasar así nomás, se hace lo máximo posible!!
La conciencia nos tomará el examen final.
Besos!!

Jorge, lo absoluto se diluye con cinco minutos de charla, no hay nada que posea indefiniblemente ese carácter porque siempre existe un punto de vista ue lo desbarata.
Y aunque no sea el nuestro, es válido también.
Abrazos!!

Yoni, tiene usted razón en que el orgulloso evitar del fracaso es más una cruzada romántica que un precepto capitalista. Para el caso es lo mismo, ya que lo que se buscaba era un motor (cualquiera) para mover el espíritu del individuo estancado.
Abrazos a usted!

Alexis Rott 7 de diciembre de 2010, 12:34  

batallas urgentes
si

creo que todo es cuestionde seguir y no dejarte caer por nada y por nadie, aunque suene como un loco, debes interalo una vez mas, quien sabe la siguiente vez que lo intentes en verdad lo logres!!

un saludo mi estimado!!

Etienne 7 de diciembre de 2010, 14:01  

Alexis, es ése en verdad el espíritu de la no-renuncia, del siempre creer que podemos continuar, que tenemos el derecho de llegar a la meta y cumplir con nuestros sueños. Delirante y loco, tal vez, pero es la única forma d equedarme con la conciencia tranquila...
Abrazos amigo!!

Blonda 8 de diciembre de 2010, 2:03  

Hasta tus respuestas son lindas :)


besos y buen feriado de arbolito :)

Susana Inés Nicolini 8 de diciembre de 2010, 3:24  

¡Vaya! con lo que yo me peleo diariamente por las urgencias sin sentido. Con el pensamiento de las personas que nunca "tienen tiempo" para un momento de paz. Tendrían que leerte ya mismo!!!
Excelente.
Un cariño

PD: te invito a conocer mis blogs, será bueno verte por allá.

Epístola Gutierrez 8 de diciembre de 2010, 13:48  

Te felicito, este texto es una joya.
Un beso.

Etienne 8 de diciembre de 2010, 23:46  

Blonda, vos sabés cómo hacerme sonrojar, mecacho...
Gracias amiga!!
Besos!!

Susana, siempre habría que buscar aunque sea un segundito para esas cosas que nos llenan el alma, en medio de la vorágine diaria, es como un oasis en el cual abrevar.
Me daré una vueltita, gracias por tu invitación!!
Yo te invito a que te mudes a esta Ciudad!!
Besos!

Epístola, no sé si es una joya, tal vez una catarsis, menos una brújula que un desahogo.
Gracias por sus siempre bellas palabras!!
Besos!!

laura 9 de diciembre de 2010, 9:42  

18!!...XD, noseacosaque

Publicar un comentario

Mesa de entrada: aqui se recepcionan las consultas, quejas, solicitudes y reclamos. Le daremos un número de legajo y... paciencia! Es municipal, vió?

¿Qué desean leer en la Ciudad?

Postales de la ciudad

Postales de la ciudad
Inmigrantes - Fundacion

Pagaron impuestos

  © Blogger template Webnolia by Ourblogtemplates.com 2009

Back to TOP